Pasar al contenido principal

Bonos temáticos: Instrumentos esenciales de desarrollo

Alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible requiere la colaboración de los gobiernos, el sector privado y la sociedad civil. Mediante la creación de bonos temáticos, no solo se aporta conocimiento financiero y técnico a nuestra región, sino que se comparten valiosas experiencias comunes.

Bonos temáticos: Instrumentos esenciales de desarrollo

En 2015, los países que integran la ONU acordaron la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, y con ella los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Alcanzar los ODS, explica la ONU, significará construir “un mundo más seguro, saludable y equitativo para las generaciones presentes y futuras”.

 

En este contexto, América Latina y el Caribe (ALC) enfrentan grandes desafíos para asegurar su sostenibilidad económica. Por ello, asegurar el desarrollo empresarial de la región se convierte en uno de sus mayores retos, al mismo tiempo que se genera un espacio germinal para prometedoras oportunidades. Así, hoy en día, los temas relativos al desarrollo se trabajan de manera integral, reconociendo que debe existir un balance entre la sostenibilidad económica, social y ambiental.

 

Un informe de 2017 realizado por la Comisión de Negocios y Desarrollo Sostenible (BSDC por sus siglas en inglés) estima que los inversionistas pueden generar más de US$1,2 billones de dólares invirtiendo en oportunidades sostenibles vinculadas con los ODS. El informe calcula el valor regional económico de ALC y afirma que el sector privado de la región tendrá una oportunidad de negocios sana y estratégica de continuar por el camino de la inversión en el bienestar común.

 

Bonos temáticos y desarrollo

 

Hace más de una década, los mercados financieros vieron una opción diferente para la inversión en el desarrollo con la generación de bonos verdes, bonos sociales y bonos sostenibles. El resultado fue ideal pese a que estos bonos eran estructurados de forma individual y tenían un propósito específico.

 

Con el paso de los años, surgió en la región la necesidad de configurar instrumentos de inversión adecuados y que sean emitidos por las bolsas de valores de cada país, sumando los esfuerzos de las empresas y bancos locales. Se buscaba asimismo atraer la inversión local e internacional, con cuyos fondos se pudieran sacar adelante proyectos verdes, sociales o sostenibles.

 



 

 


 

 

 

 

BID Invest ha venido trabajando arduamente con los bonos temáticos y continuará su gestión y liderazgo para contribuir con la tendencia mundial de impulsar los negocios sostenibles. Del mismo modo, continuaremos creando una nueva clase de activos a través de productos financieros, brindando asistencia técnica y la creación y difusión en América Latina y el Caribe del conocimiento adquirido.■

 

Autores

Gabriela Mera

Gabriela es oficial de inversiones de BID Invest en la División de Instituciones Financieras, y está a cargo de la originación y estructuración de

Agribusiness

Posts Relacionados

  • banner
    Agrofotovoltaica: Una doble oportunidad para Latinoamérica y El Caribe

    La producción agrofotovoltaica combina los cultivos y/o crianza de animales debajo de paneles solares montados en el suelo. Al generar energía renovable, conservar el agua y realizar un uso eficiente de recursos, puede coadyuvar a un futuro bajo en carbono y resiliente al cambio climático.

  • banner
    ¿Cuál es el estado de la transformación digital de los agronegocios de la región?

    Los agronegocios presentan una gran oportunidad para aumentar la creación de valor en un sector que es de dos a tres veces más efectivo para reducir la pobreza que cualquier otro, incluyendo manufactura y servicios

  • banner
    La digitalización puede ayudar a América Latina a aliviar la escasez mundial de alimentos

    América Latina y el Caribe está en posición privilegiada para aliviar la escasez mundial de alimentos, a medida que el cambio climático se perfila como amenaza global, particularmente si aprovecha las soluciones digitales, según un nuevo informe desarrollado por BID Invest en colaboración con Accenture.